¿Qué les pasa a mis tomates? ¿Podredumbre o peseta?

La “podredumbre apical” o la comúnmente llamada “enfermedad de la peseta” es una fisiopatía habitual en el tomate, pimientos y berenjenas, y menos frecuente en otras hortalizas.

Está causada por un déficit de calcio (Ca) en la planta, que es un elemento estructural de las paredes celulares que les proporciona fortaleza y les confieren la resistencia para soportar la fase de engorde.




El déficit de Ca en la planta puede deberse a varios factores:

- Suelo pobre en Calcio

- Sistema radicular de la planta poco desarrollado que limita la adsorción de Ca. La asfixia radicular por exceso de humedad también reduce la adsorción.

- Transpiración elevada que ocasiona un desplazamiento del Ca hacía las hojas y menos hacía los frutos.

- Excesiva fertilización nitrogenada puede bloquear la absorción de calcio.

- Excesiva biomasa que demanda mayor cantidad de Ca de la que la planta es capaz de adsorber

Los primeros síntomas se observan en los frutos cuando aparece una decoloración en la parte inferior del tomate seguida de una depresión en la piel, formando una mancha circular y oscura.

Ante la aparición de esta fisiopatía como acción inmediata es necesario realizar un aporte de calcio al suelo y ajustar el programa de riego para favorecer el desarrollo radicular de la planta. En casos severos se recomienda eliminar masa foliar.


¿Necesitas una instalación de riego?

Averigua cuánto te cuesta




Más leído esta semana:

Agricultura Ecológica sí o sí
La agricultura sostenible que ha llegado para quedarse

Reduce un 30% tu gasto en electricidad
Diez consejos para ahorrar energía en tu instalación de riego

Mar Menor. Las causas del deterioro que los medios no cuentan
Las siete plagas del Mar Menor

El avance imparable del riego subterráneo (RGS)
Las ventajas del riego subterráneo que nadie discute